Hasta siempre, querido poeta Albertito Szpunberg
Foto: semanarionuestragente.com

Hasta siempre, querido poeta Albertito Szpunberg

  • Autor de la entrada:
  • Categoría de la entrada:Noticias
  • Comentarios de la entrada:Sin comentarios

Por Susana Szwarc.
(Escritora y poeta).

Fue hoy viernes 13 de noviembre. Pero tenía que ser y finalmente fue. Estaba muy delicado de salud y el covid, confirmado como positivo hace unos días, complicó todo aún mas. Internado en el Hospital “La Alianza” de Barcelona, partió esta mañana, ligero de equipaje.

Este hombre increíble, hermosa persona y enorme poeta, había nacido en Buenos Aires el 28 de septiembre de 1940.

Realizó sus estudios secundarios en el Colegio Nacional “Mariano Moreno”. Estudió luego la carrera de Letras en la UBA. En 1973 fue Director de Literatura y Lenguas Clásicas de dicha carrera (UBA).

Fue un militante en serio, un compañero que puso su cuerpo y su intelecto al servicio de una casa justa. Jamás dejó de creer en la necesidad de la revolución, de un cambio profundo que mejorara las condiciones de vida de todos. Fue compañero cofundador de la Brigada Masetti y redactor del diario La Opinión, cuyo suplemento cultural dirigió entre 1975 y 1976. A partir de mayo de 1977 se exilió en el Masnou, Barcelona, España. En 1983 fue corresponsal de la Agencia Nueva Nicaragua, en París. Regresó a su país en 1984. Fue profesor de “Literatura y Política” en la Universidad Popular de las Madres de Plaza de Mayo, entre 2001 y 2002.

Los Guardianes de Piatock le rendimos homenaje en vida con el libro editado por la Biblioteca Nacional: Miradas sobre Alberto Szpunberg.

Inmenso poeta, publicó los siguientes libros de poesía y discos/CDs:

1962 – Poemas de la mano mayor

1963 – Juego limpio

1965 – El che amor (Mención Concurso Literario “Casa de las Américas”, La Habana, Cuba // Seleccionado para la muestra 200 Años, 200 Libros en el Centro Cultural de la Memoria “Haroldo Conti”, octubre 2011- enero 2012)

1981 – Su fuego en la tibieza (Primer Premio de Poesía “Ciudad Alcalá de Henares”). Reeditado en 2020 por Ediciones Sin Fin (Barcelona)

1982 – A medio hacer todavía (long play). Música de Jorge Sarraute y poemas y voz de Luis Luchi y el propio Szpunberg.

1987 – Apuntes (Mención de Honor de la revista mexicana Plural para los once poemas iniciales: “Apuntes”)

1999 – Todos se dan vuelta y miran. Poetas argentinos en Barcelona (CD con música de Jorge Sarraute y voces y poemas de Susana Drangosch, Andrés Ehrenhaus, Jonio González, Luis Luchi y Alberto Szpunberg).

2002 – La encendida calma

2007 – Notas al pie de nada ni de nadie

2008 – Luces que a lo lejos (Premio Internacional de Poesía Antonio Machado, Colliure, Francia, 1993)

2008 – El libro de Judith

2010 – La academia de Piatock

2012 – Traslados

2013 – Como sólo la muerte es pasajera. Poesía reunida. En esta obra se incluyen, además de todos sus libros ya editados, cinco libros hasta el momento inéditos: Sol de noche, Como sólo la muerte es pasajera, El síndrome de Yessenin, Ese azar, este milagro y Como el clavel del aire.

2016 – La tarde, sólo es la tarde (27 sonetos y una “Milonga de ida sin vuelta”)

– ¿Por qué no hay más bien brócoli?, con diseño e ilustraciones de Sergio Kern.

– El nombre revelado

– La habitante del cometa 67/P Churyúmov-Guerasimenko

También en el prolífico 2016, Ediciones Lamás Médula publica el audiolibro De ida sin vuelta, producto de la grabación de los conciertos que dio Szpunberg junto a César Stroscio y el trío Esquina en la Biblioteca Nacional (2015)

En el año 2014 recibió merecidas distinciones: Diploma al Mérito en la disciplina «Poesía: Quinquenio 2009-2013» (Fundación Konex); Premio “Rosa de Cobre” (Biblioteca Nacional) y Premio Cultura Argentina (entregado por la entonces Ministra de Cultura, Teresa Parodi).

Decidió viajar a Barcelona en 2017, ciudad donde residen sus hijas Victoria y Sabina, sus compañeros Lucas y Oriol, y sus nietas Sofía y Simona. Quería reencontrarse con su familia y amigos y revisitar esa ciudad donde vivió tantos años. Lo consiguió, pero su salud, ya delicada, le impidió regresar a Buenos Aires.

Te deseamos un buen viaje, compañero. Te vamos a extrañar.

Artículo publicado en El Diario de Carlos Paz

Deja una respuesta

15 + 3 =